domingo, 18 de noviembre de 2018

Presencia de Dios

Dios ha venir en nuestro auxilio... Aguardemos con esperanza, también hoy

viernes, 16 de noviembre de 2018

Nada.nadilla, escapó la ardilla

Horas que pasan y despiertan a pesar del sueño... Porque "toda la vida es sueño y los sueños, sueños son." Por ello:  magnífico despertar con esperanzas siempre encendidas. Regalos todos de Dios..., Aurora maravillosa que no tiene ocaso.

Alberto E. Justo

esperamos

Queremos la paz y atender el llamado del Desierto sin otra preocupación que seguir al Señor... Pero parece que no todo se logra, porque la técnica no alcanza para la vida, en efecto no basta....
Muchos eligen peores caminos...

Alberto E. Justo


miércoles, 14 de noviembre de 2018

Es el Señor, el único que nos cuida

Nunca desesperes. Guarda tu bien en el corazón, en tu conciencia. Muchos optarán por esto o por aquello y mil cosas más. Déjalos... Quedaos por allí...Levántese el sol tempranero de la Aurora, que ya no se hace esperar.

Alberto E. Justo


Entrada nueva de amor y confianza

El linaje secreto, tal vez no manifiesto, pero real y poderoso. A los "demasiado " jóvenes mal les suena esto de ...linaje. Pero es un error muy grande prescindir de las cosas y etapas más hondas que se manifiestan en nuestra vida. Tal vez los que han de soportar un ..."cuerpo pesado" que no se mueve con armonía, sufrirán "detenimientos" imprevistos... Pero la verdad es otra cosa: -¡sosegaos! decía el Rey don Felipe II a los que se turbaban en su presencia. Yo les diría hoy: -¡esperad!, guardaos en el Corazón de Cristo, que no hay otro lugar:..
Esperad en paz. Dios ni niega ni impide la paz. Al contrario, la guarda en su Epíritu y la regala sin límites.

Alberto E. Justo


el Desierto es vida y vocación

Aunque demore nuestra expresión, es claro que Dios nos llama por un camino inédito que requiere nuestro arrojo y
nuestra perseverancia... Salir al Desierto compone la senda de una vía nueva y valiente, tal vez escondida, sin manifestaciones exteriores. Por eso hemos de confiar, cada vez más, en el Señor Jesús y entender desde Él mismo el secreto de todas las cosas...
¡Confianza, pues, y abandono! Certeza en la obra del Señor, que ni engaña, ni puede engañar...

Alberto E. Justo


Apertura al Desierto

Es nuestro camino "apertura" hacia el Misterio cuya vocación nos distingue